NIKKEI 225 con riesgo de cambio estructural al testear línea alcista de largo plazo

El principal índice de la Bolsa japonesa se encontraba recortando la tendencia bajista de mediano plazo cuando alcanzó máximos en 24477, ya que desde ahí cayo con fuerza rompiendo varios niveles relevantes como 22000, la MM 50 días (línea azul) y la MM 200 días (línea morada) deteniendo su caída en el soporte 19204 correspondiente a los mínimos de septiembre 2017.

Desde ahí generó un importante rebote alcista, donde rompió la media móvil de 50 días, la línea bajista de mediano plazo formada en octubre pasado y la MM de 200 días, alcanzando un máximo en 22466 donde corrige con fuerza hasta el soporte 20273, buscando reanudar el rally alcista.

Los indicadores técnicos muestran este último movimiento, el RSI se encuentra operando en el nivel 31 buscando la zona media del indicador. El MACD se encuentra negativo, con sus líneas de señal ampliando el cruce bajista, en la parte negativa del indicador y el histograma se encuentra generando barras bajistas menores.

Como el NIKKEI se encuentra operando sobre la línea alcista de largo plazo, podemos esperar en primera instancia que logre defender ese nivel, generando un rebote alcista. Si lo logra el primer objetivo en alcanzar se encuentra 20788 puntos, si lo supera el siguiente se encuentra en 21270 en la media móvil de 200 días.

En caso contrario, si el índice vuelve a bajar, el primer nivel relevante en buscar es 21100 puntos, si tiene éxito en romper este nivel, el siguiente nivel relevante se encuentra en 20070 puntos.

Pic. 1

Por Cesar Valencia

Analista Alpari Research & Analysis